Tuesday, September 6, 2011

Poema de Hölderlin

SI DESDE LEJOS... (Hölderlin por Mariano Berdusán)


SI DESDE LEJOS... (*)


Si desde lejos, aunque estemos separados,
aún me reconoces y el pasado,
oh tú que compartiste mis penas,
representa algo hermoso para ti,


dime, ¿dónde podía esperarte tu amada?,
¿en aquel jardín donde nos encontramos
después de un tiempo terrible y oscuro?,
¿o aquí junto a los ríos del sagrado mundo?


Tengo que decírtelo. Había algo hermoso
en tu mirada cuando, desde lejos,
te volviste alegre para mirar,
tú, hombre siempre tan prudente, de oscuro semblante.


¿Cómo transcurrían entonces las horas?
¿Cómo podía mi alma sentirse serena
sabiendo como sabía, que estábamos separados?
Sí, lo confieso. Fui tuya.


De verdad. Tú me traes a la memoria cuanto ya sé
y me lo escribes en tus cartas.
También a mí se me representa ahora
cuanto te dije en el pasado.

¿Era primavera? ¿Era verano? El ruiseñor, con sus dulces cantos,
convivía con los otros pájaros
en los arbustos cercanos,
y con sus perfumes los árboles nos envolvían.

Los claros senderos, el bajo matorral y la arena
sobre la que caminábamos, volvían más alegres
y amables los jacintos,
o los tulipanes, la violeta y el clavel.

Arrimada a los muros y paredes crecía verde la hiedra
y lo mismo hacía una sagrada oscuridad en las altas alamedas.
A menudo, mañana y noche, estuvimos allí
hablando de muchas cosas y mirándonos gozosos.

Revivía en mis brazos aquel joven
que, ya perdido, llegó desde los campos
que con melancolía me mostraba.
Pero él conservaba los nombres

de aquellos raros lugares,
y toda la belleza que florecía o se ocultaba
en las sagradas riberas para mí tan queridas,
en el suelo patrio.


Desde lo alto contemplar puedo hasta más allá del del mar
donde nadie quiere vivir. Alégrate y piensa
en aquella que aún se siente complacida
porque un día radiante brilló para nosotros.


Ese día, que comenzó con mutuas declaraciones
y entrelazando nuestras manos, nos unió. ¡Ay de mí!
Fueron unos días hermosos. Pero pronto
una triste oscuridad llegó tras ellos.

Querido. Siempre me aseguras que te encuentras
muy solo en el hermoso mundo.
Pero tú no sabes...

F. Hölderlin
por Mariano BERDUSÁN


_____________
(*) A pesar de la extensa producción literaria de Hölderlin y a pesar de los varios poemas que dedicó a Diótima, es sólo en éste en el que la persona que habla es ella. Los últimos versos quedan algo incompletos: parece ser que Hölderlin, por las razones que fuera, no se sentía con ánimos de seguir adelante y concluyó así este poema.



Traducción y nota:
Mariano Bersusán
"El sueño imposible - Antología poética"
Libros del Inombrable - Zaragoza, 2010

No comments: